Desde la Dirección de Gestión para Personas con Discapacidad informamos sobre el uso de bastón por personas con discapacidad visual

El Vision Loss Expert Group (VLEG) estima que en nuestro país hay un 6 % de la población con ceguera o disminución visual. Asimismo, en un reporte de 2019 explicita que, si bien la ceguera ha disminuido en las últimas décadas, el aumento de la edad poblacional como del crecimiento poblacional nos proponen desafíos para las décadas que siguen. Entre estos desafíos, la accesibilidad es una meta importante.

Muchas veces los bastones se refieren a diferentes tipos de discapacidad, tanto sensorial como motora, y los utilizamos con señal y signo para visualizarlas. Desde hace varios años, las personas con ceguera o baja visión utilizan bastones que les ayudan a orientarse y localizar posibles obstáculos. Este objeto es de vital importancia para que tengan más independencia y seguridad en sus desplazamientos.

Con el advenimiento del desarrollo y vida urbanos, se intensificaron los peligros y retos que existen en las ciudades, especialmente con la aparición de automóviles y el aumento del flujo en la vía pública.

El bastón guía se creó con la intención de que fuera posible detectar a las personas ciegas o con baja visión por los conductores y el resto de los peatones. Más tarde la finalidad fue que se les concediera prioridad de paso.

Actualmente, existen varios tipos de bastones que se diferencian por su color –blanco y rojo – blanco y verde, y que sirven para identificar los distintos tipos de discapacidad que presenta su usuario.

Es importante poder estar informados al respecto, ya que, estos elementos, tan necesarios para este colectivo, tienen su propio lenguaje para transmitir información en la vía pública.

Bastón blanco con extremo inferior rojo: es el que utilizan las personas ciegas o con una grave disfunción visual para tener independencia y seguridad en sus desplazamientos. El color blanco no solo los identifica como invidentes, sino que resalta en contraste con el asfalto, resultando más visible para los vehículos que están circulando, y ayuda a prevenir accidentes.

Bastón verde: Esta variante se diseñó para identificar a las personas que tienen baja visión. Esto significa que tienen una agudeza visual igual o inferior a 0.3 (30% de la visión que se considera normal) o un campo visual igual o inferior a 20º (lo normal es 180º). Esta categoría implica una pérdida visual irreversible ya que no es posible resolver sus limitaciones con las herramientas médicas actualmente disponibles. Las personas que los utilizan no han perdido totalmente la visión, pero la tienen muy limitada y en consecuencia pueden necesitar ayuda en la vía pública.

Debemos a su vez estar atentos al lenguaje de estos bastones:
Posición vertical: indica que está esperando a otra persona.
Posición horizontal: indica que quiere cruzar la calle y pide paso.

Resulta sumamente importante, para conductores y peatones conocer los tipos de bastones y el significado de sus posiciones para evitar poner en riesgo a las personas que los usan y contribuir de esta manera a su seguridad en la vía pública.

Compartir este articulo:

Relacionados